Opinión

Guía para dictar ordenes de protección a víctimas (México)

Esta Guía pretende acompañar las labores jurisdiccionales de las personas que imparten justicia, particularmente, durante el proceso de solicitud y dictado de órdenes de protección. A través de este documento se busca presentar una serie de herramientas y recomendaciones que tienen un doble objetivo. Por un lado, insistir en que las órdenes de protección pueden -y deben- ser un mecanismo eficaz para proteger a las mujeres y niñas en situación de violencia, pero sobre todo para prevenir que la violencia ocurra. Por otro lado, esta Guía busca compartir las mejores prácticas adoptadas por las autoridades judiciales en los distintos estados de la república. De este modo, se espera que las sugerencias que aquí se hacen contribuyan a la homologación de criterios en la emisión de órdenes de protección, de modo que todas las mujeres y niñas en México gocen del estándar de protección más alto.

Los poderes judiciales tienen una enorme responsabilidad para que las órdenes de protección puedan realmente convertirse en un mecanismo para el acceso a la justicia. Existen dos razones por las cuales esto es así. La primera es que, tanto la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia como sus equivalentes locales, otorgan a los jueces y juezas diversas facultades que les permite intervenir de manera inmediata para poner distancia entre la mujer y el generador de violencia. La segunda es que estas leyes contemplan distintos tipos de medidas que atienden a los diversos factores de riesgo y vulnerabilidad de las mujeres y niñas, lo que permite mirar el contexto de violencia de forma integral y diferenciada.

Impactos: 10

Facebook Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.